Lunes, 8 de Mayo de 2017 | 10:17 am

El peligro oculto detrás de las mascarillas negras que son furor

El peligro oculto detrás de las mascarillas negras que son furor
El peligro oculto detrás de las mascarillas negras que son furor

Es una de las mascarillas más vendidas por internet en Estados Unidos. Es de origen asiático y causa furor. Se trata de la mascarilla negra que no sólo está de moda entre las millennials influencers sino que llegó al mundo de las celebs.

Tiene como finalidad quitar los puntos negros del rostro y eliminar impurezas en 20 minutos sin tener que recurrir a tratamientos estéticos de alto costo. Muchas marcas de cosmética lo han lanzado al mercado, de los cuales algunos fueron catalogados como tóxicos y dañinos para la piel.

Infobae consultó a la doctora Gladys Merola (M.N. 72.149), directora médica especialista de la UBA, para que dé su opinión sobre esta nueva tendencia en cosmética y beauty para 'mejorar la piel'.

Está compuesta por carbón activo. Su textura simula ser un producto que envuelve la cara como si se tuviera una cinta aislante. Según la especialista, son productos agresivos y los profesionales en dermatología se oponen a su uso, ya que a la larga pueden causar quemaduras y ampollas al momento del retiro del producto.

Una de las más peligrosas es la llamada 'black head pore strip' de la marca de cosméticos pilaten, importadas desde china a un costo desde $50. Según Merola, definitivamente es "puro marketing" y los llamados puntos negros y otras lesiones de la piel deben ser tratados con productos previamente testeados y que cumplan con todas las normas que indica la farmacopea.

jcrop preview

Los beneficios de las mascarillas según los sitios oficiales de los productos son que eliminan los puntos negros, tienen acción hidratante y reafirmante, que sirve para rejuvenecer el cutis y evitar perder la elasticidad. Se pueden hacer de forma casera con productos naturales sin tener que recurrir a la compra.

Sin embargo, Merola explicó que, debido a que su principal componente, en ocasiones contienen pegamento multiuso mezclado con carbón activado, por lo que resulta altamente peligroso su aplicación indiscriminada en todo tipo de piel, pudiendo producir diversos cuadros dermatológicos desde eccema de contacto hasta hiper pigmentaciones irreversibles, y manchas de color marrón.

La médica aseguró que en el caso que se quiera realizar un tratamiento "indicaría primero preparación médica de la piel con distintos tratamientos indicados por especialistas como ácido retinoico en porcentajes crecientes y luego complementar con tratamientos cosmiátricos por una profesional cosmiatra, no cosmetóloga. La diferencia está en que la cosmetóloga actúa sobre la piel sana sin modificación mientras, que la cosmiatra es la especialista que trabaja sobre la piel con dificultad, como por ejemplo con puntos negros, que medicinalmente se llaman comedones abiertos". El más reconocido de los tratamientos faciales realizados en centros de estética y por cosmiatras particulares es el llamado 'limpieza de cutis'.

Temas relacionados:

Déjanos tus comentarios